Capturan una serpiente pitón gigantesca en el Sur de Florida


●   Redacción Imagen Semanal   ●   10 de abril de 2019

Gobernador DeSantis anuncia $40.9 millones para la recuperación del Huracán Irma en el Condado de Collier

FUENTE: FACEBOOK BIG CYPRESS NATIONAL PRESERVE


Un equipo de investigadores de especies invasoras en los Everglades de Florida, obtuvo más de lo que esperaba: una serpiente pitón de 17 pies de largo, más 73 huevos de pitón en desarrollo.

 

El pasado viernes, el parque Big Cypress National Preserve en el sur de Florida, anunció a través de una publicación en Facebook que su equipo de investigadores había descubierto la pitón más grande que jamás había sido eliminada del pantano.

 

La hembra embarazada pesaba 140 libras. Claro, debemos tomar en cuenta que estaba embarazada.

 

Los investigadores lograron dar con esta pitón que rompió récords utilizando un nuevo e intuitivo método de rastreo: etiquetar pitones masculinos y seguirlos en su búsqueda de parejas femeninas.

 

El uso de pitones macho con transmisores de radio permite al equipo rastrear al macho para localizar hembras reproductoras. El equipo no solo elimina las serpientes invasoras, sino que también recopila datos para la investigación, desarrolla nuevas herramientas de eliminación y aprende cómo las pitones utilizan la Reserva.

 

El equipo rastreó a uno de los machos centinela con el transmisor y encontró a esta gigantesca hembra cerca.

 

Todo el trabajo de los pitones en Big Cypress se centra en el control de esta especie invasora, que representa una amenaza importante para la vida silvestre nativa.

 

La pitón fue capturada y la mataron, según The Washington Post. Los funcionarios de la Reserva explicaron que no matan a las pitones porque son serpientes, las matan porque son una especie invasora.

 

Miles de pitones birmanas viven en libertad en todo el Sur de la Florida, según una hoja informativa del Servicio de Parques Nacionales. Los dueños de estas “mascotas” las liberan a propósito cuando son demasiado grandes o por accidente, cuando los huracanes destruyen alguna comunidad.