FBI arresta nuevamente a Senador de Puerto Rico


Redacción Imagen Semanal  -  7 de noviembre de 2019

FBI arresta nuevamente a Senador de Puerto Rico – Imagen Semanal

 

El FBI arrestó la madrugada del miércoles, por segunda vez al senador puertorriqueño Abel Nazario, ex alcalde de Yauco, militante del Partido Nuevo Progresista (PNP).

 

El PNP es el mismo partido del ex gobernador Ricardo Rosselló, quien dimitió este año a su cargo en medio de fuertes protestas.

 

“Se efectuaron ocho arrestos en la mañana de hoy sin incidentes. Es todo lo que puedo comentar por el momento. Más adelante Fiscalía Federal publicará un comunicado con los detalles”, confirmó al diario El Nuevo Día la portavoz del FBI en la isla, Lymaris Cruz,

 

No se han dado detalles sobre las razones del segundo arresto del funcionario.

 

Distintas fuentes indicaron que los federales están solicitando a un empleado de la oficina del senador Nazario. Se desconoce de quién se trata y si la intención es arrestarlo o interrogarlo.

 

Edgardo Rosado, un portavoz de Nazario, dijo a los medios internacionales que el senador es inocente, y agregó que el arresto está vinculado a un caso federal en curso que involucra a personas acusadas de cobrar al gobierno del territorio de los Estados Unidos servicios nunca prestados.

 

Nazario ya había sido arrestado en septiembre de 2018 por el FBI por pagos irregulares en la nómina de ese ayuntamiento.

 

El senador acordó pagar casi $590 mil dólares en salarios atrasados a 177 empleados, pero las autoridades dijeron que más tarde se enteraron de que el municipio estaba reteniendo los pagos, a pesar de la promesa de Nazario de que no tomaría represalias contra los trabajadores.

 

En ese momento Nazario contó con el respaldo del presidente senatorial, Thomas Rivera Schatz, quien no le solicitó su dimisión en la Cámara alta.

 

Pero tras el segundo arresto, Rivera Schatz cambió su postura y le exigió a Nazario la renuncia para que se enfoque en los procesos judiciales que enfrenta.

 

“Es lamentable para él y su familia pero principalmente para el pueblo de Puerto Rico que observa con angustia eventos que laceran la confianza en las instituciones de gobierno”, sostuvo el presidente legislativo en un mensaje divulgado en su página de Facebook.

 

El juicio contra el senador por la acusación de 2018 está pautado para el 2 de marzo de 2020 y podría recibir una sentencia carcelaria de hasta 20 años si es encontrado culpable.