"Operación maletín verde": El escándalo de corrupción que salpica a gobierno y oposición en Venezuela


Redacción Imagen Semanal  -  4 de diciembre de 2019

"Operación maletín verde": El escándalo de corrupción que salpica a gobierno y oposición en Venezuela - Imagen Semanal

(BBC) - Juan Guaidó apareció más serio de lo habitual.

 

Con semblante grave, el líder opositor, reconocido como presidente interino de Venezuela por Estados Unidos y la mayoría de países de Europa y América Latina, se dirigía a los periodistas congregados en una inesperada rueda de prensa dominical.

 

Sabía que una bomba política acababa de estallar.

 

El portal de investigación Armando.info había publicado ese día que diputados de varios partidos de la oposición se habían dejado comprar.

 

Los acusados habían aceptado interceder por varios empresarios de la órbita del chavismo investigados en distintas instancias internacionales por su participación en un esquema de corrupción vinculado con las llamadas cajas CLAP, el sistema de reparto de alimentos a precios subvencionados que lleva a cabo el gobierno de Nicolás Maduro.

 

Guaidó, actual presidente de la Asamblea Nacional, calificó de "inaceptable usar una institución del Estado para tratar de lavar la cara de corruptos y ladrones que han saqueado en todo momento a Venezuela" y prometió una investigación.

 

Pero la ya conocida como "Operación maletín verde", como la bautizó el diputado José Guerra, que fue quien primero se refirió públicamente a ella, ya estaba en marcha y los daños políticos para gobierno y oposición aún por cuantificarse.

 

 

De qué se acusa a los diputados

 

Según la información publicada por Armando.info, diputados de diferentes partidos opositores, incluido Voluntad Popular (al que pertenece Guaidó), habían hecho gestiones ante instancias como el Departamento del Tesoro de Estados Unidos y la Fiscalía General de la Nación de Colombia para que se dejara de investigar a los empresarios implicados en la supuesta red corrupta en torno al sistema CLAP.

 

Los implicados habían incluso enviado cartas dirigidas a autoridades extranjeras certificando que no había investigaciones en curso en Venezuela contra los implicados.

 

Al diputado Luis Eduardo Parra Rivero, del partido Primero Justicia, se le acusa de haber negociado con el empresario colombiano Carlos Lizcano para lograr que el grupo de parlamentarios se pusiera a trabajar en defensa de los implicados.

 

Cómo está implicado el gobierno de Nicolás Maduro

 

La oposición, con Juan Guaidó a la cabeza, ha denunciado insistentemente que la corrupción generalizada en los gobiernos de Hugo Chávez primero y Nicolás Maduro después arruinaron a Venezuela.

 

Las implicaciones de este escándalo salpican tanto al gobierno como a la oposición.

 

El escándalo en torno a las cajas CLAP estalló en mayo de 2018, cuando investigaciones periodísticas revelaron que los empresarios colombianos Alex Nain Saab Morán y Álvaro Enrique Pulido Vargas se habían beneficiado de contratos millonarios con el gobierno de Maduro para la distribución de los productos CLAP.

 

El CLAP es una de las apuestas estrellas de Maduro, que lo ha descrito como "el alimento que le llega a las familias" frente al "bloqueo del imperio", en referencia a las sanciones de Estados Unidos.

 

Según las informaciones publicadas, firmas vinculadas al entramado empresarial de Saab y de Pulido obtuvieron ingresos millonarios por su participación en este programa, que estaría además entregando alimentos de baja calidad a la población.

 

Saab fue sancionado el pasado mes de julio por el Departamento del Tesoro estadounidense por "participar con infiltrados de Maduro para llevar a cabo una red de corrupción a gran escala que usaron cruelmente para explotar a la hambrienta población venezolana".